sábado, 28 de agosto de 2010

I Started A Fire

Tenía pensado hacer una entrada de un grupillo desconocido del cual me compré un single en Escocia y me moló bastante. ¿Y por qué no lo pongo hoy? Pues porque ya he adquirido una canción que buscaba y el disco que la incluye. No es que sea una obra maestra, y tengo canciones "acojonantes" mucho mejores. Pero en estos momentos, me pone de muy buen humor. Puede que no sea acojonante en lo musical, pero sí en lo emocional (para mí).

Podría ser uno de los discos más interesantes del año, pero este año han salido muchas cosas dignas de mención, así que si que sería un lío a la hora de meterlos en una especie de ránking. Son de Oregon (maldita sea, siempre acabamos en EEUU). Es otra banda de rock independiente, pero ha conseguido que su disco Hologram Jams, no pase desapercibido. ¿Por qué?

Pues porque jugar con la electrónica hoy en día es una ventaja, da mucho juego. Y eso es lo que se ve a lo largo de todo el álbum. Está repleto de vitalidad y energía. Es un disco para escuchar un día soleado. Pondría de buen rollo hasta las mallas de Ozzy Osbourne, aunque ese siempre está de un sospechoso "buen rollo".

Poner cualquier tema del tracklist de este alegre disco en una pista de baile signifida destrozarla. Es para toda la familia, para gafapastas de pantalón verde y para electrónicos con gustillo por las guitarras.

Son una pareja de tipos ex-miembros de Blood Brothers, Johnny Whitney (vocales y teclado) y Cody Votolato (guitarra y bajo). Incluso han estado de gira con QOTSA en 2009. Parece que canten chicuelos, lo que ayuda más a que se te quede la carica de niño tierno.

En definitiva un disco alegre (pero no por ello pasteloso), que se escucha de una tirada, un buen paseo por la alegría.
Al final he acabado hablando prácticamente del disco, pero me centro en la mejor canción del tracklist, y la que me llamó la atención. Deliciosa mezcla entre guitarras y un certero "riff" de teclado. Por cierto, ellos son Jaguar Love.

video

martes, 24 de agosto de 2010

The Black Keys - Brothers

Tenía ganas de escribir acerca de este grupo, por que lo he conocido hace unos meses y me mola bastante. Este año han sacado su último álbum de estudio: Brothers, y vaya disco! Uno de los mejores de este 2010, sin duda alguna. El grupo, Black Keys.


Tienen pinta de raritos eh... Por eso hay que escucharlos.

No son muy conocidos en España, pero basta con decir que suenan, como mínimo, como los White Stripes, y eso ya es garantía. Es más, suena demasiado a White Stripes, y eso podría ser la principal arma para los detractores que quieran criticarlos. Contando con que alguien quiera criticarlos, claro. Sería injusto decir que son un plagio (nombre con el mismo patrón, también son dos, música parecida...) del grupo liderado por Jack White. Es más, me aventuraría a decir que los discos de los Black Keys son mejores, o al menos más regulares. Lo que pasa es que no son fabricadores de hits tan mundialmente conocidos como los de los Stripes. Quizá sea esa la razón por la que aquí en España no se oye mucho, aunque aquí, lo que es oír nuevas cosas poco. Hay que vivir a la sombra de la dictadura de David Getta, Beyonce o Lady zorrón.

Este grupete es de Ohio, una de esas tierras que todos conocemos gracias a las películas yanquis. El dúo se dedica a hacer una poderosísima fusión entre el blues y el rock. Escucharles es como estar en el ojo del huracán, es una explosión de energía que te enganchará y de la que probablemente te cueste escapar.
Con el paso de los años se han ido haciendo más rockeros, en los primeros discos sobre todo eran mucho más blusseros, sonaban más a grupos de finales de los 60. En cualquier caso vamos al mismo sitio, porque el rock, que surgió más o menos en esa época, viene del blues. Sin ir más lejos, el primer disco (2002), The Big Come Up, recuerda mucho a la psicodelia o experimentación de Hendrix, es más, recuerda a él hasta en la forma de cantar. Incluso el diseño de su batería recuerda a esa época jipilongui.

En este Brothers, este par de tipos han conseguido mantener el nivel de los otros discos, aunque parece que la primera mitad del disco podría estar en otro trabajo, ya que la segunda parte concuerda más con otros discos.
Por otro lado, este larga duración tiene algunos temas más carnaza de ser llamados hits. El grupo sigue rezumando ese aura de los 70, centrada en las guitarras. Y la verdad que pocas bandas interesantes podemos encontrar hoy en día que recuerden tanto a los constructores del rock. Me reitero, si oís The Big Come Up, parece mentira que sea de 2002. Parece que este tipo de grupos siguen más o menos los mismos patrones, ya que los White Stripes de los inicios también sonaban diferente a la actualidad, en este caso más garajeros.

Brothers es un buen disco que tiene un principio arrollador, y que poco a poco se va dejando guiar por los patrones sesenteros, con canciones lentas en su mayoría y con guitarras que claman a Steppenwolf.









sábado, 21 de agosto de 2010

El sello Citizen Records

A falta de unas horas para que se cierre la votación, está claro que el que más le ha molado al populacho en este Creamfields 2010 ha sido el maestro Vitalic, muy seguido del italiano Benny Benassi. En tercera posición se colocan los siempre salvajes Bloody Betroots. Los demás votos se reparten entre Orbital, Oscar Mulero (2), Alkan, Digitalism...

Una cosa está clara, parece que todos estamos de acuerdo en que Vitalic fue el mejor, y aprovechando la tesitura y el post Creamfields aún reciente, aprovecho para hablar de la cantera de la que salió el francés: Citizen Records.

Es un sello francés, de los más punteros en electrónica actualmente. El más conocido es nuestro colegui Vitalic, pero están surgiendo de esa cantera muchos artistas y no poco interesantes. Hoy voy a mostrar algunos de ellos, pues hay bastantes. Están a caballo entre el techno y lo que algunos llaman el "electroclash". Pero en definitiva, que si los vemos en un festival nos vamos a flipar igual.

El primero sin ir más lejos, lo vi en el IFA de Alicante el año pasado. Es Micronauts. No había mucha gente porque es lo que tienen (tenemos) los universitarios, que se ponen a beber por la mañana y por la noche, ya super cubas, se van. Y muchos se lo perdieron, porque puso una sesión festivalera brutal. A mí no me gustan mucho sus producciones, pero el tipo sabe como poner patas arriba un recinto, y lo hizo. Éramos pocos pero nos lo pasamos de puta madre. Tiene buen gusto por la electrónica y el techno. Insisto, la mayoría de sus producciones están hechas para oídos technoides bien entrenados. Pero cuando uno lo ve en directo, el tío se guarda lo mejor, y yo puedo dar fe de ello.

video

Otro tipo del sello es Sad Mafioso, aunque está más bien empezando. Es de Canadá y aún no es muy conocido, pero lo será si el mundo es justo. Tampoco tiene muchas producciones, pero las pocas que tiene a mí me molan un huevo. Tiene de todo un poco, electrónica y electrónica "atechnizada", pero muy digerible todo. Quizá si sacara más canciones ganaría más prestigio.
La única forma que tenéis de ver su música es a través de su Myspace o de Beatport. Los temas brutales que no salen en beatport ni en youtube los podéis ver en su myspace, sobre todo Transmission, altamente recomendable. Lo primero que oí de él:
Ce Que Tu Cherches

El siguiente "canterano" de Citizen es probablemente el más machacón: Teenage Bad Girl. Este es un tío ya más contrastado, que tiene incluso un disco, Cocotte. Ha tardado poco en ser remixeado por gente importante como el propio Vitalic, Yuksek o Boys Noize. Es un disco que se puede notar la influencia de hermanos mayores franceses como Daft Punk. A pesar de ello, me cuesta oír del tirón, hay momentos en que me es demasiado jevi de escuchar, pero eso no quita que tenga perlas finas finas. Algunas que destaco son:

(Muy daftpunkiano del Discovery)


Otros temas interesantes:

Hands of a Stranger

Tales From The Pigs

Y ahora es el turno para quizás el discípulo más avanzado de Vitalic, podría ser el próximo calvo dentro de unos años. No tiene tanto nombre pero también tiene por ahí cosas que suenan muuuuy bien. Se trata de John Lord Fonda. Se puede decir que es un híbrido entre Teenage Bad Girl y Vitalic, y es mejor que su compañero Teenage aunque no llega obviamente a la categoría de Pascal Arbez.
Al igual que nuestro apreciado Vitalic, tiene grandes influencias rockeras (y electrónicas, por supuesto), lo que se percibe en su música. Sin ir más lejos, no hay más que oír su pedazo de sesión "Composite". No es rock, pero cualquier rockero bailaría con ella. Podéis ver el tracklist en su Myspace.

También tiene un disco: Debaser (homenaje a Pixies??), y otra versión remixeada, Debaser 2. Podemos disfrutar de temas marca de la casa, en este caso, de la casa Citizen. Lo que tienes que oír: Brunette Tatto, So Far Away, Music is Not Computer Algebra, Erase My Anger y un largo etcétera, porque tiene mucho material aparte de esta sesión y disco.

Y he aquí su PERLA, So Far Away, el remix es de Alan Braxe y es una de las mejores canciones electrónica que probablemente haya oído nunca. Es de tintes grandilocuentes, como si la hubiera firmado Muse. Esta es la versión en directo. Escuchad la normal porque de verdad que vale la pena.

video

domingo, 15 de agosto de 2010

Crónica Creamfields 2010

Después de estar dos días bebiendo alcohol en cantidades industriales, remontando el chiringuito, bañándonos en una playa con rocas que cortaban como una Gillette, comer pan de molde y sobrevivir a un sol más seco que la mojama, llegó la noche que esperábamos. Aquí va lo que vi del Cream y lo que me pareció.

The Bloody Betroots Death Crew 77: En su línea. Los esperábamos con ganas. Yo ya tuve la ocasión de verlos en el Primavera Sound, y eso sumado a los vídeos en directo de youtube, hacía que fuera uno de los obligatorios de ver. Son famosos por tener un directo potente, salvaje, de esos de estar todo el directo moviéndose. Y así fue. Quizá al principio empezaron algo flojitos, a pesar de empezar con FFA from 1985, una de las mejores. También tocaron al principio Have Mercy y su remix de Second Lives, pero la cosa cambió a partir de Warp 1.9, cuando la máquina empezó a engrasarse y la cosa fue tomando forma. También es cierto que no ayuda la hora, ahí un claro fallo de la organización; ya no es sólo que toquen de día, sino que pongan a uno de los grupos más cañeros tan pronto. Pero bueno, al final uno acaba botando sí o sí. Sólo tocaron una hora, y en la segunda media hora mostraron que no sólo son unos notarios con máscaras de Venom que se tiran al público, sino que tienen gusto por la música y además saben cómo hacer que la sientas. Tras tocar en este segundo tramo muchos de sus covers, cerraron con la canción del Fantasma de la Ópera (creo) y Cornelius. Cada vez se utilizan menos pianos en el rock, al menos Bloody Betroots los rescatan para la electrónica. Puede que los Bloody tengan más de músicos que de djs. No me extrañaría que se decantaran más por la parte destroyer de la segunda parte del directo, en la que tocaron covers de Nickelback o Tom Morello, todas gritando con locura. Y por fin llegó el momento de...



Vitalic: Empezó con retraso, pero a Vitalic se lo perdonamos. Tardó porque estaban montando sus cacharros luminosos, lo cual se agradece, ya que fue el único que se curró la puesta en escena. Empezó su sesión con los tambores de Valletta Fanfares, y continuó con un sonido techno de base pegadiza sobre la que iba trabajando para añadir poco a poco sonidos. Después de estar con esos momentillos en los que todos teníamos ganas de oír sus producciones (al menos yo) hasta que se empezaron a oír ya algunos temas suyos como Bells, Terminateur Benelux o No Fun. La cosa se calentaba. La verdad es que estuvo unos 10 minutos en los que estaba un poco espectante de que pusiera ya sus producciones.
Nos fuimos hacia atrás porque delante retumbaba mucho, y fue ponernos a atrás y empezar ya el despiporre. La verdad es que fue una hora y poco demoledora. El astro francés empezó a gustarse ya con One Above One y un La Rock a mitad de sesión, y cuando estaba a punto de estallar modificó un poco el sonido (siempre se agradece que haga birguerías), que parecía desafinado, y entonces calló el peso de La Rock sobre nosotros. Y le siguieron One Above One, Anatoles (locura!), Flashmob, Your Disco Song, Second Lives, My Friend Dario... todos empezábamos a volvernos locos. Y para cerrar acabó con Guerrier y otra que no tiene "registrada". Fue un final arrollador. En cuanto al tracklist, fue el típico que está utilizando ahora, pero eso qué mas da, era lo que queríamos oír. Esperaba que pusiera Sabali, pero poniendo la sesión que puso, como para cabrearse.

Parte del principio que incluye Bells, la calidad es muy buena, una pena que no me dejen subir los otros vídeos.
video

Erol Alkan: Era uno de los esperados, cuando uno va a un festival, siempre pone vídeos en youtube de otras sesiones de los djs que va a ver. Y ver los vídeos de Alkan era una locura. Y en directo no fue para menos. Fue uno de los mejores, el tipo tiene un gusto muy selecto para la electrónica. Pudimos disfrutar de temas finos finos, como el Waves de Boys Noize y él mismo. El tiempo que estuvimos fue bestial. En otros directos el final se me hizo un poco pesado por falta de variedad, pero Erol las puso de todos los colores. Concretamente, recuerdo el penúltimo tema que puso, que fue brutal. Tenía un sonido electrizante que nos dejó a todos con el culo torcido. Cuando empezamos a oirla, fue el típico momento en que todos empezamos a mirarnos las caras diciendo: Vaya telaaa (con las manos en la cabeza, a modo de atraco). Y eso es todo lo que hay que decir de Erol Alkan, que puso un capazo de electrónica superior y cerró con lo que hoy conocemos como "el alkanazo". A ver si alguien sube el tema a youtube y nos alumbra diciendo el nombre de la canción.

2Many Dj's: ¿Decepción? Probablemente. Que no se me malinterprete, estuvieron muy guapos, pero quizá sí se les pedía un poco más teniendo en cuenta la actuación del año pasado. Probablemente (esperemos), no se pudieron trabajar la actuación tanto debido a los problemas con el avión, pues tuvieron que retrasar su hora de inicio. Para empezar, no se llevaron la pantallaca esa que tenían el año pasado, en la que cada canción tenía su animación. Ni siquiera la radio de fondo que pone "Radio Soulwax". Empezaron con el Hey Boy Hey Girl, como siempre, y continuaron dando una clase magistral de electrónica para poner patas arriba el festival. Uno de las pegas que hay que ponerles es que abusaron de la electrónica. Ya no es sólo el hecho de que pusieran poco rock, es que no hubo tanta variedad como el año pasado, donde pusieron cosas no rockeras como Michael Jackson, música clásica... Echamos mucho de menos (al menos yo), los temas de Sepultura, Chimo Bayo, el de Nirvana para cerrar... Otra contra es que dejaban las canciones enteras, como cualquier dj normal, cuando lo normal es que en 5 minutos pinchen 3 ó 4 canciones, poniendo sólo algunos fragmentos.

Benny Benassi: Y llegó el turno de uno los djs de más renombre de la escena house de los últimos años. Un viejo zorro, Benny Benassi. En un principio pensé que el Creamfields le había rescatado, porque el tío no se oye ya, parece como fuera de la escena musical. El caso es que el tío se soltó una gran sesión fiestera, con muchos temas electro, sonidos electrizantes y subidones por doquier. Estuvo colosal. Se pudieron oír temas que a saber de quién serán y luego ya pues los temas para fliparse que nunca faltan: Dada Life, su clásico de Satisfaction (en versión rara también), sus remixes de Hendrix (Purple Haze), RHCP (Other Side)... Quizá faltó el de Bring The Noise de Public Enemy. En resumen, que fue uno de los que más me sorprendió, el tío está en forma. Lo que pasa que me pasó lo mismo que con Tiesto el año pasado; que toda la sesión fue igual y al final uno se cansa. La última media hora la verdad que me aburrí bastante, era muy monótono, siempre con los mismos bombos. Mereció la pena, aunque me pasé un rato a escuchar a Digitalism y la verdad que otros que estaban liando una importante.

Henry Saiz: Habla de Henry Saiz es hablar de uno de los 4 ó 5 mejores djs que hay actualmente en nuestro país. No es mucho decir, pero de momento España va aportando cada vez más buenos djs al panorama internacional. Era la opción correcta para chapar un festival electrónico. Buen progressive y tech house, solo para oídos selectos dispuestos a pasar de Guetta. En pocas palabras, que la gente que fue a Henry Saiz fue sabiendo qué iba a ver, y por eso fueron a ver al barcelonés y no al francés. Era un público más experimentado, alejado de los ibicencos y las dieciochoañeras. Además era una música más apta para cerrar, aunque también es cierto que es bueno tener variedad en la última hora. Hubo un momento que me quedé solo viendo a Henry, como el año pasado, pero estaba rodeado de monegreros y de ese aura de buen rollo que suele las actuaciones de 7 a 9. Henry puso buenos temas vocales combinados con ese sonido movidito de tech house y cuando estaba cercano ya a la hora de cerrar, puso algunos de sus temas insignia entre los que pude distinguir Artificial Paradises.

David "Getta": No me puedo meter con él por el hecho de que llegara tarde porque le pasó lo mismo que a 2Many, que su avión llegó tarde. Pero sí me puedo meter con él por la sesión que hizo. Yo me imaginaba que pondría cosillas de 40 Principales (obviamente), pero las combinaría con clásicos como Nirvana, Daft Punk o Justice, como hace en los festivales. Y parece que iba a ser así, porque pinchó Smack My Bitch Up de Prodigy, Silver Screen Showe Scene de Felix da Housecat y Never Be Alone de Justice vs Simian, pero nada más lejos de la realidad. Después de acabar con esas, que por cierto las estropeó con remixes peores que las versiones originales, empezó su recital de singles con Black Eyed Peas, Chris Willis, o simplemente canciones que ha semiplagiado (Memories). Fue aquí cuando me escapé a Henry para disfrutar lo poco que me quedaba de Cream. Y esa fue mi impresión, que empezó fuerte con clásicos electrónicos para meterse a la gente en el bolsillo, y después empezó a pinchar su cd. La verdad es que si por lo menos la última media hora hubiera pinchado clásicos se lo hubiera perdonado, pero qué va. El tío se dedicó a hacer más promoción (Más aún!!)de sus temitas nuevos. Además tuvo la desfachatez de no poner temas más antiguos que le dan mil vueltas a los actuales, véase Love Dont Let Me go o The World Is Mine. Si puso hasta Jason Derulo!! En el Creamfields!!!
Pero bueno, había 50% de probabilidades de que pusiera la sesión buena como cuando va a EEUU. Pero suficiente tiene el hombre con que le pusieran en la pantalla David "Getta" y no Guetta. Error intencionado?? Desde luego sí lo fue, qué cachondo el tipo.

Conclusión: El ganador de la noche fue Vitalic, para mí de largo. Fue el que más tiempo me tuvo botando. También tiene que ver que es uno de mis electrónicos preferidos. Quizá podrían haber sido los 2Many (para mí los vencedores del año pasado), si no hubiera sido porque su sesión no estuvo muy currada. Que conste, si ponen una sesión como la del año pasado aun no teniendo una buena pantallaca (como este año), les otorgo la medalla de oro. Pusieron demasiada electrónica, porque al principio fue bestial, pero al final cansa (cosa que le pasó a Benassi). Y más cuando estás esperando que pongan los temas no electrónicos, y cuando los ponen son los mismos de siempre: Kids, Standing in the way of control... Incluso los mismos fragmentos que llevan poniendo sesiones y sesiones, aunque si es ése no me importa. Es el momento de renovarse 2Many Djs!!

Algunos solapamientos: Me hubiera molado ver más a Orbital, porque vi un ratillo y me molaron cantidubi, pero coincidieron con 2many. Otros Digitalism, que vi otro rato y prometía bastante, pero coincidían con Benassi. Y a Crookers los quería ver pero tenía que descansar y beberme un litro.

Finalmente, no puedo decidirme entre dos momentos del festival. Si cuando Vitalic puso Second Lives o cuando vi en el aseo portátil una mantis religiosa que se alzaba majestuosa. Supongo que Second Lives, con todo el mundo botando de felicidad y todas las manos apuntando al calvo.

PD: Mataría a todo aquél que estuvo cantando el "loooo lo lo lo lo looooo lo" del Seven Nation Army a cada momento.

lunes, 9 de agosto de 2010

Mierdover

ES NECESARIO PONER PRIMERO LOS TEMAS Y DESPUÉS LEER LA ENTRADA (si os apetece).





Y ahora, la joya de la corona. El tema por antonomasia de las verbenas.


¿Qué pasaría si uno de los grupos con los que has crecido, y a los que siempre has tenido un cariño especial, te decepcionaran de una forma brutal? Pues nada, seguramente podrás seguir viviendo, pero no mola ¿no? Que se lo pregunten a las hermanas Llanos, si mola involucionar. No sé si existe "involución", pero seguro que sabéis a qué me refiero. Lo normal en el mundo de la música es intentar renovarse, pero renovarse para bien, claro. Muchos grupos lo han hecho, Queen supo entender lo que pedían los 80 y se amoldaron a ellos, Radiohead combinó magistralmente rock con electrónica, Niños Mutantes consiguió un sonido más maduro con el paso de los años...

Y Dover, ¿qué cojones hizo Dover? Coger carrerilla y tirarse de cabeza al precipicio para asegurarse la muerte. Como todos sabéis, hace unos años dieron la sorpresa pasándose al electrorock, en plan Cycle. Es más tenía su gracia, aunque todos preferimos los Dover de siempre. A los que nos mola la electrónica quizá lo pudimos tolerar... Pero lo nuevo que han hecho... */··$#**//=)·!^^*¨..uta!!! No sé qué se les ha pasado por la cabeza, pero es acojonantemente pésimo. Jamás pensé que pudiera escandalizarme tanto...

Se puede entender que un grupo se canse de hacer lo mismo siempre, hasta ahí bien. The Flame fue lo último guitarrero que pudimos oír antes de su tétrica transformación. Es como si Dover hubieran ido al extinto programa del gran Bertín, Lluvia de Estrellas, y que cuando hubieran salido de esa misteriosa puerta con gases, se hubieran transformado en un grupo de indios fu-manchús con sintetizadores.

Y para más inri, vale que cambies tu estilo, pero los clásicos no los toques, hombre!!! Hace un par de años vinieron a las barracas de Elche. Y me tocó oír el Serenade, el DJ y todos sus clásicos en modo experimental. Y la Amparo Llanos por encima de los altavoces, a lo Madonna. Para un grupo "grunge" que nos sale... y acaba convertido en unos _______ super rancios. No soy capaz de poner a nadie en el hueco por qué no sé a qué se asemeja lo que hacen ahora.

Dover nunca han sido unos virtuosos de la guitarra, ni famosos por tener grandes letras y canciones elaboradas. Es más todas seguían unos patrones muy básicos, pero era nuestro Dover. Y no hace falta hacer una superdistorsión para que te hagan llegar su música. Era simple pero directo, y con eso crearon himnos para mí y para los de mi generación.

Nos vemos Dover.

jueves, 5 de agosto de 2010

Arcade Fire vuelve a las trincheras

Uno de los momentos más importantes del año (para mí al menos), el pasado 2 de Agosto. Espera, ¿no sabes qué pasó el 2 de Agosto? Yo te lo digo, salió a la venta oficialmente el nuevo disco de Arcade Fire. No oficialmente, es triste pero es así, gracias a internet podemos oírlo días antes. En esto caso es más una ventaja para los críticos musicales, ya que pueden dar su opinión a sus seguidores. Y, en mi caso, también es una ventaja porque es uno de mis grupos preferidos.

Arcade Fire ya se convirtieron en una realidad en el pasado 2004 firmando su primer trabajo, Funeral, uno de los discos de la década (si es que es el mejor). Y como pasa siempre con los grandes grupos, siempre se les echa más de una lupa encima. Y más en los terceros discos, discos que normalmente determinan si se les puede tener en cuenta o simplemente fueron un espejismo. Ahí podemos ver el ejemplo de Killers hasta el momento. Y no sólo se les echa una lupa extra si son grandes y si es su tercer disco. Más aún cuando algún iluminado los ha nombrado "los salvadores del rock". Odio esa etiqueta, somo si el rock estuviera muerto. Es cierto que en los 60/70 estaba todo por inventar y cada vez es más difícil sorprender (cosa que ya han hecho AF), pero siempre hay grandes grupos en cada época.

Y yendo ya al meollo de la cuestión, el tercer trabajo de los de Montreal "The Suburbs", ha creado controversia. No por parte de la crítica, ya que los tienen de su lado, pero sí por parte de algunos fans (o más bien simpatizantes). El maestro Win Butler y su séquito de multi-instrumentalistas han cambiado un poco de registro. Se han dejado de lado esa grandilocuencia tan presente en Funeral y Neon Bible, para jugar con aparatitos electrónicos y hablar de temas más enamoradizos y melancólicos.

Muchos dicen que no están ya las canciones titánicas. Quizá no sean tan titánicas, oscuras y barrocas como antes, pero se nota que siguen siendo Arcade, algunas siguen siendo himnos para pregonar en el Apocalipsis; otras tienen ese final frenético.
Es un disco más variado, tiene más temillas tranquilos de lo habitual, y es un disco largo: 16 canciones!! Ni Weezer con un grandes éxitos!! Algunos pensarán que es demasiado extenso, pero si los canadienses piensan que todas están dentro de un mismo trabajo, es necesario introducirlas.

La primera vez que oí algunos temas sueltos me emocioné, me dejé llevar por la sugestión y empezaba a emocionarme. La primera vez que oí el disco entero me sentí un poco extraño, no me acababa de satisfacer tanto, pero tampoco fue una decepción. Y la segunda y la tercera vez ya me di cuenta de que era otro buen disco de Arcade. Ahora han abandonado la épica para crear música más íntima, más personal, y no hace falta leer las letras para darse cuenta: City With No Children, Half Light, Suburban War, Wasted Hour...

De todas formas, siguen despertando en mí las mismas emociones que en los discos anteriores, pelos de punta, ganas de escucharles a todas horas, dar gracias por que sean tan buenos... Es lo que me pasa por ejemplo cuando oigo We Used To Wait, que parece más una canción de Neon Bible, con esa atmósfera que te envuelve, donde cada sonido está perfectamente encajado como si de un puzzle se tratara. Me pasa lo mismo con Empty Room, me parece más apropiada para Neon Bible, a pesar de tener arreglos electrónicos.

Quizá a todos nos ha parecido que el cambio de registro aún no era necesario, y más si todo el mundo se deshace en alabanzas hacia ti. Pero nosotros no somos los hermanos Butler, o Régine Chassagne, o Tim Kingsbury, y no sabemos qué les pasa por la cabeza. Si ellos creen que éste era el camino apropiado, nosotros lo aceptamos. Porque Arcade Fire son unos tipos raros que trabajan al margen los cánones del panorama musical.

Mi veredicto, es el tercer disco en cuanto a calidad. Posiblemente estén en orden cronológico y cualitativo. Aunque no sabría decidirme firmemente entre Funeral y Neon Bible. Si los otros son de sobresaliente, éste es de notable. No estoy en absoluto defraudado, pero me esperaba otra obra maestra, y éste no pasa de muy buen trabajo. Las que más me han gustado:













Y, sobre todo:



PD: Intentaré por todos los medios ir a verlos en directo en Noviembre a BCN o Madrid. Tienen un directo espectacular.