martes, 1 de junio de 2010

Primavera Sound 2010 (VIERNES)

Como ya sabéis, y si no lo sabéis os lo hago saber, me embarqué en este viaje a ver a Pixies en Barcelona. Y de paso algún grupo nuevo.

Nos metimos en el Talgo el viernes por la mañana, frescos cual cosa fresca. Al principio todo era ji ji ja ja, se te pasa volando porque tienes ganas de llegar.

Bla bla bla ... y entonces llegamos al sitio (gracias, metro de Barcelona). Estaba hasta la bandera de modernitos y guiris, iba todo el mundo disfrazao menos mi hermano Nosferatu y yo. Parecía carnaval aquello: gafas de pasta, pantalones cagaos azules, medias rotas, pelos verdes (literalmente)...

El caso es que cuando entramos ya al recinto, después de las medidas de seguridad extremas (pulseras, tarjetas...), ya se oía ruidico musical, aunque lo primero fue comprar tickets en abundancia para la cerveza (más de 40€...).

Ese sonido provenía de CUERPOS, grupico punki nacional. No estaba mal, la típica tipa cantando desgañitándose. Música para ir preparando el cuerpo.

Y ya empezamos a conocer grupos, aunque teníamos más o menos los deberes hechos. Nos pasamos por el escenario Pitchfork, donde estaba tocando A Sunny Day In Glasgow. No sonaba mal del todo, era un grupo que llamaba la atención, porque la cantante era una chinorriiiis. También había otra fémina vocalista. La verdad es que eran 6 o 7 sobre el escenario. Y mezclaban su sonido independiente con teclados, esparciendo una cortina musical que camuflaba la voz de la cantante entre los sonidos de los teclados. Se creaban unos paisajes sonoros aptos para despertar los sentidos. No es que los viéramos mucho tiempo, pero no estaban mal, unos tipos majetes.

Después de esto, fuimos al escenario principal (San Miguel), donde tocaba uno de los gordos del día: New Pornographers. Otros canadienses con mil en el escenario, al estilo Arcade Fire. Tocaban un pop simpático que estaba bien para amenizar la tarde, está claro que el horario era ese (teniendo en cuenta lo que venía después). Me llamó la atención que uno de los integrantes tenía una pandereta que hacía luces cuando la tocaba. La pandereta... ese instrumento que parece de relleno, como cuando lo usaba Liam Gallagher, "toma, una pandereta, a ver si haces algo útil aparte de cantar". Ritmitos agradables los del grupo del zafra. Sí, era pelirrojo. Me moló porque el cantante mismo DIJO en inglés algo así como "empecé a tocar la guitarra cuando oí a los Pixies". Vaya, otro que es fan de los pixeles. Porque si no vi 25 camisetas de ellos, no vi ninguna. Claramente eran el cabeza de cartel del día (y del festival junta a Pavement).

Estuvimos volteando y fuimos a parar en "ca a tomar por culo", oséase, el escenario Vice, el más lejano. Nos esperamos a ver qué sonaba, eran las 19:15, empezaban Thee Oh Sees. Para mí fue echar el tiempo a la broza, no me ofrecían nada nuevo, excepto esa guitarra de cuerdas dobles. Eran un grupo de flacuchos que tocaban todos alrededor de la batería (como si la adoraran). Rockercillo rápido y tal... divertido para el que sea fan. A mí me aburrió soberanamente.

Volvimos al Pitchfork, y allí estaba uno de los grupos revelación, al menos para nosotros Best Coast. Digamos que es un diamante en bruto. Una chica cantando, algo que siempre agradece. Estoy empezando a desarrollar la teoría de que los grupos con tías al frente molan el triple y el cuatriple. El grupo era buen rock independiente, muy pegadizo. Me recordaban a unos Metric a pequeña escala. La verdad esque estos grupos son los típicos que sólo puedes ver en un festival como este. Bueno, Best Coast, si todo va bien, grupo para el futuro muuuy interesante. Primer descubrimiento. La lástima fue que sólo escuchamos el final, y parece que sólo tocaron media hora!! A no ser que se anticiparan a la hora de inicio prevista. Os dejo una muestra:


video

Como iba diciendo, nos perdimos parte del concierto porque aún estábamos en proceso de investigación: merchandising, carpas, escenarios... Haciendo esa ronda vimos un trocico de Nueva Vulcano. Buen grupo indie español que hace un rock sobrio, sin contemplaciones. Pero digamos que si hace poco hablaba de Niños Mutantes como grupo poco reconocido, estos lo están menos todavía. A pesar de tener ya una trayectoria dilatada, todavía están en una línea muy underground (gracias radios comerciales por privarnos de buenos grupos nacionales).

Más tarde el escenario Vice nos la volvió a jugar, porque estaba lejos y nos podía costar el ir en vano. Y fuimos en vano... por segunda vez. Esta vez vimos un trozo de Condo Fucks (un experimento de Yo La Tengo). Otro grupo que nos dejó con la sensación de Thee Oh Sees. No ofrecían nada interesante, otra banda más de rock rápido sin punteos chulis ni sonidos extraños. Es decir, otra absoluta pérdida de tiempo.

Seguía pasando el tiempo mientras bebíamos un poco de birra, así que se hicieron las 21:00 y pico y fuimos al escenario Adidas, que es donde relegan a grupos españoles o extranjeros, de supuesta menor calidad. Total, que estaba actuando Fuel Fandango, un grupete de Lanzarote la mar de simpático. Y digo simpático, pero su principal cualidad sería de exótico. La cantante (sí, otra vez una fémina) era una chica con acento andaluz (a lo mejor es el de Lanzarote, no sé) que iba vestida de sevillana. Pero lo mejor es que no eran flamencos. Era rock con tintes flamencos. Esos tintes se los ponía la vocalista, que dicho sea, tenía un pedazo de vozarrón muy potente y cantaba con ese tono andaluz. Mestizaje rock. La verdad es que mereció la pena verlo. Y más si la chica tiene buen ver; era el caso.

Estuvimos presentes en el final de Coco Rosie, al que nos hubiera gustado ver. Porque además estaban en el Ray-Ban, escenario en forma de coliseo donde lo podíamos ver tranquilos. Pero de todas formas volvimos al puto escenario Vice (ya sabes, el que me hacía perder el tiempo) porque a las 22:00 tocaban Wire, clásico de la ola de punk inglés de finales de los 70. -De paso nos cruzamos en el ATP con la actuación de Beach House, que estaba hasta la bandera y la peña dice que fue espectacular. Es un rollo chillout del cual no soy muy fan. - Teníamos fe en este grupo, porque además tienen un temazo que ya conocíamos por un cover de Fischerspooner: The 15th. Al final lo de siempre en este escenario, nos cansamos y nos fuimos. Era un grupo interesante, pero le faltaba algo, un poco más de explosión, de rebentar en los estribillos. Por lo menos el cantante llevaba una guitarra verde guapa guapa. También es cierto que al principio me imagino que no pondrán sus mejores temas.

Se hicieron las 22:30, la hora en que tocaba otro gordo del día: Wilco. La verdad es que tenía esperanzas puestas en este grupo, quería ver si estaban a la altura de su fama. No me lo pareció. Pero la culpa no hay que echársela al propio grupo, sino al sonido del escenario: chapuzaaaa. Es que además empezaron el concierto tocando "Wilco", una de las canciones más cañeras y que más me molaban. Pero incluso el estribillo, la parte más contundente, sonaba descafeinada. Muy descafeinada, era un sonido sordo. Así que nos tuvimos que ir ya al grano, a un grupo que habíamos investigado y nos moló bastante:

Autoramas, banda brasileña imposible de que conozcas a no ser que seas fan del rock brasileño o hayas estado en el Primavera. Menos mal que utilizamos el Spotify y no nos abrió el camino. Vaya concierto el de los tres canarinhas!!! Un batería, el guitarra y cantante, y la bajista... que estaba TÓ BUENACA. El cantante además tenía un peinado parecido al de Morrisey. Vaya concierto en serio, todo el rato botando y bailando sin parar. Eso sí era actitud rock, y no lo de Thee Oh Sees o Condo Fucks. Tienen los Autoramas un sonido marca de la casa, con una guitarra a la que le sacan un sonido distorsionante loco que te obliga a mover la cabeza de lado a lado 'to desfasao'. Además los tíos no optaban por la típica actitud indie de no moverse ni un ápice. Estaban todo el rato haciendo los notas poniendo posturitas con sus instrumentos, e interactuaban con el público. Era obligatorio, pues no seríamos más de 40/50. Lo que ayudaba a crear un clima de comunión grupo-público. Y eso que no tocaron su temazo "A Historia Da Vida De Cada Um" (tiene un final guapo guapo). Espero que investiguéis acerca del grupo porque merece la pena, en serio. Hacéos una idea de cómo fue el directo:

video

Cuando acabamos nos fuimos a pillar sitio para Pixies, sacrificando a Cold Cave, grupo del palo de The Knife o Crystal Castles, a los que tenía muchas ganas de ver, pero había que hacer el sacrificio.

A las 3:00 fuimos a ver a Bloody Betroots, otro de los que quería ver sí o sí. Vaya directo más brutal. Son tres tipos con máscaras de Venom. Uno toca la batería, otro la guitarra, y otro la mesica de pincheo. Para que os hagáis una idea, son los Rage Against The Machine de la electrónica, y eso que son nuevos... Tienen una escena en directo muy potente. Y además, el tipo que canta se desgañita a tope. Creo que a los rockeros les molará seguro. Vaya desfase, estaba saltando todo el rato y moviendo los brazos, casi pegando tortas, y eso que no estaba en Central. Lo mejos es que miro para atrás y estaba mi hermano también pegándose una importante. Los Serrano de party. Lo mejor del directo?? Cuando pusieron su remix de Second Lives de Vitalic... Qué locuraaaa!!! Y para el Creamfields van a estar. Yuhuuu!

video

Nos pegamos una caminata importante para ver a Dj Barry Hogan, que viene a ser algo así como el Dj Amable de donde quiera que sea (inglés supongo).

Fuimos a descansar para ver a las 4:30 a Diplo... He de decir que me sentí decepcionado, me esperaba una sesión de esas antológicas de botar, como las que tiene en youtube, donde pincha Teen Spirit, Daft Punk o Pixies. Pero puso una sesión de una escasa hora, muy poco teniendo en cuenta que tenía que chapar, y además de electro house chungo, chuuuungo de verdad. No me gustó nada. Devuélveme el dinero Diplo!! No estuvo a la altura de sus famosas remezclas. Simplemente puso al final Where Is My Mind para que le ovacionaran.

Y un grupo que me perdí, y que mereció mucho la pena, y además todos dicen que fue espectacular, y se puede corroborar, fue Les Savy Fav. Un grupo con un gordaco liándola y con rock macarrufo.

Y luego ya lo típico, metro pa volver, durmiendo cada vez que te sientas... Menos mal que mi primo el 'Rave Master' nos amenizó la mañana del sábado hasta que cogimos el tren de vuelta... insufrible por cierto. Puto Talgo, es imposible dormirse.

ANDA!!! No he hablado de Pixies... Vaya, tendré que hacer una entrada sólo dedicada a su (inefable) concierto...

3 comentarios:

tan hijo del caos dijo...

Yo queria ir... (voz de niña tonta)

LimonChocolate dijo...

A ver para cuando una entradica guapa para "principiantes" como yo... tengo que empezar poco a poco, según tú no?
Por cierto, he oido la de media verónica, pero la otra se me olvidó :) Cuál era??

Pablo S dijo...

Jojojo, no te preocupes que haré alguna para ti en plan Queen y tal (De todas formas lo de este festival no lo conoce casi nadie).

La otra era "Estadio Azteca"